El alcalde de Badajoz, el popular Ignacio Gragera, confía en que "en breve espacio de tiempo" las administraciones encuentren una solución para las personas que se alojan ilegalmente en las instalaciones en ruinas del antiguo campo de fútbol José Pache y que la Junta de Extremadura, como titular, acometa cuanto antes su derribo.

Gragera ha realizado estas manifestaciones este lunes, a preguntas de la prensa, después de que esta noche dos personas sin techo que vivían en las estancias que antes eran los vestuarios del estadio, hayan resultado heridas en un incendio y se encuentren en estado crítico. El alcalde espera que lo ocurrido provoque que "se aceleren" los trámites para que todas las personas sin hogar que se cobijan en estas instalaciones puedan ser realojadas y la Junta acometa el derribo.

Gragera ha manifestado su interés en que estas obras se acometan "cuanto antes", no solo por la seguridad de las personas que viven en su interior, sino porque "la ciudad de Badajoz merece que una de sus entradas principales, por la carretera de Olivenza, no tenga como cartel de bienvenida una instalación deportiva en desuso en unas condiciones muy complicadas de entender".

Gragera desconoce si en el antiguo José Pache viven más personas de las que anoche resultaron heridas. Según el servicio de bomberos, así es y son habituales las peleas entre ellas. Según el alcalde, los trabajadores de Servicios Sociales están allí "cada vez que se requiere". Hoy mismo la Junta de Extremadura ha manifestado que están en contacto para encontrar una solución a estas personas. Hay que recordar que la Junta inició en enero de este año los derribos, pero los detuvo a la espera de realojar a los okupas. Ha pasado casi un año desde entonces y todo sigue igual. El alcalde ha reconocido que las Administraciones "al final tienen sus procedimientos". "Lo primero son las personas, pero luego obviamente está la ciudad y la necesidad de darle una respuesta a la altura de lo que Badajoz merece: no se puede dejar esa obra a medias ni dejar a personas allí", ha reclamado, al tiempo que ha insistido en que a estas personas se debió encontrar una alternativa "en su momento".

.