El servicio de bomberos de Badajoz estrena uniforme. Concretamente, trajes de rescate técnicos que llegarán en dos anualidades: los primeros 75 ya están en el parque y los segundos llegarán el próximo año. 

El alcalde, Ignacio Gragera, presentó ayer en la plaza de España la nueva indumentaria afirmando que esta «va a permitir a nuestros bomberos realizar sus labores y funciones con más garantías de salud y de seguridad en el trabajo». 

La inversión en este equipamiento es de casi 92.000 euros a lo que se unen otros 55.000 euros destinados a la adquisición de 150 pares de botas técnicas.

«Esto viene a cubrir prácticamente la totalidad de las funciones del servicio de bomberos con excepción de los incendios estructurales, los incendios en edificios», dijo Gragera. El resto de las misiones y cometidos -excarcelaciones, incendios forestales u otras intervenciones en otros elementos- se realizan con este nuevo traje «y lo que vienen es a dotarle de un mejor equipamiento técnico, más liviano y resistente, que les protege más y les permite realizar su tarea com mayor libertad», añadió el alcalde.

Tejidos especiales y un nuevo camión

Estos Equipos de protección individual (Epis) de categoría 3 están hechos a base de «tejidos especiales muy técnicos». Los trajes, en colores amarillos y negros, presentan refuerzos en zonas concretas, las más sensibles a la hora de realizar trabajos, tales como rodillas, codos y otras articulaciones. 

Además de esta nueva indumentaria, en el día de ayer también se presentó el camión que el pasado verano se vio afectado por «una enorme caída de escombros» en la deflagración que tuvo lugar en Hernando de Soto, quedando inutilizado, sin poder usar los servicios necesarios. «Desde la semana pasada vuelve a estar en funcionamiento, agradezco al servicio de bomberos la celeridad en tramitar el expediente de reparación. Ya hoy tenemos un recurso importantísimo para la ciudad a disposición de los pacenses», explicó Gragera. 

En esa misma presentación se anunció que ya está en licitación «y ya vamos a completar esa renovación integral de la flota de bomberos» con una bomba forestal pesada que quedó pendiente de renovar en la última ampliación del parque que se realizó en febrero de este mismo año. En aquella ocasión se adquirieron para el servicio una bomba rural pesada y una ligera para actuaciones en el término municipal por un importe cercano al millón de euros. 

«Esta es una inversión altísima que va a mejorar la actuación de los bomberos en esos incendios de pastos o en campos abiertos que a veces tenemos en la ciudad», dijo el alcalde en compañía de Gema Cortés, concejala del Servicio de bomberos. A esta le agradeció su implicación con el que, dijo, «es un servicio público fundamental y esencial para Badajoz».